Subscribase Hoy

¡Suscríbase hoy mismo! Por favor, seleccione tantos como desee

 

Enviar
Share |

Lo más importante


La vida está llena de decisiones. Cada día debemos decidir qué haremos hoy, y qué quedará para otro momento. Y a veces, no importa cuán ocupados estemos, pareciera que estamos atascados en un mismo lugar; es mucha la actividad, pero no estamos yendo a ninguna parte.

Algo parecido puede ocurrir con nuestra vida cristiana, en la que constantemente tenemos oportunidades para servir. La verdad es que pudiéramos pasar cada minuto del día trabajando más duro y más tiempo para el Señor. Sin embargo, ¿es eso lo que Jesús quiere de nosotros?

Tomemos el caso de María. Vemos tres veces en los evangelios a esta hermana de Marta y de Lázaro. Curiosamente, cada vez que es mencionada se encuentra exactamente en la misma posición: a los pies de Jesús. El Señor aprueba lo que hace, diciendo: “Sólo una [cosa] es necesaria. María ha escogido la mejor” (Lucas 10:42 NVI, cursivas añadidas).

Sin embargo, aunque su postura no cambia, su propósito sí. En cada una de estas tres escenas, María demuestra un elemento diferente de su fe:

  1. Adoración. En Lucas 10:38-42, María está simplemente sentada a los pies de Jesús, escuchándolo. No hay ninguna actitud de apremio; por el contrario, María simplemente quiere disfrutar cada minuto con el Señor.
  2. Fe. En Juan 11:32, vemos la reconfortante declaración de fe de María, después de la muerte de su hermano Lázaro. Ella sabía, sin duda alguna, que Jesús tenía poder aun sobre la muerte.
  3. Honra. En contraste con la acusación de ser una “hermana perezosa” que aparece en Lucas 10:38-42, Juan 12:1-3 dice que la adoración y el ministerio van a menudo juntos. Mientras todos los demás que estaban disfrutando de la comida, sólo María entiende la seriedad de la ocasión. Guiada por un corazón rebosante de devoción, unge al Señor para Su sepultura en un acto de gracia y de humildad.

María nunca permitió que el ajetreo de la vida la distrajera de lo más importante: su relación personal con Jesús. Si alguien tomara tres instantáneas de la vida de usted, ¿sería evidente en esas fotografías su intimidad con el Señor?

Preguntas para reflexionar

  1. En sus días más atareados, ¿pasa usted más tiempo o menos tiempo con Jesús? Diga por qué.
  2. ¿Es usted una Marta o una María? Es decir, ¿está enfocada su atención en su actividad o en su relación con Cristo?
  3. ¿Qué revelan estas instantáneas de la vida de María en cuanto a sus prioridades, su fe y su carácter?
 

Add a comment

Log in or create an account to post a comment

Rate It:

Comment: 2000 characters remaining

Submit Comment